El Evangelio del día de hoy y su Reflexión

Cuando hablamos de buenas noticias de Dios, hacemos referencia a: el evangelio del día de hoy y su reflexión como un medio para crecer espiritualmente y estar más se cerca de Dios. Por ello, no te apartes de este sitio, que traemos para ti los mejores mensajes con reflexiones que harán que tu vida cambien definitivamente por medio del poder de Dios.

Cuando hablamos del evangelio del día de hoy, nos referimos a las buenas noticias de parte de Dios (evangelio) ¿Pero por qué del día de hoy? Porque la palabra de Dios dice que su palabra no pasará, aunque cielo y tierra pasen ella se mantiene viva.

Es decir, que no importa que su palabra se haya escrito hace años, no importa que Dios hable hoy, mañana… su palabra siempre se mantendrá vigente. Así que anímate y lee cada una de las reflexiones inspirada por Dios que traemos para ti ¡No nos cansamos de compartir lo que Dios habla a nuestra vida!



Leer el evangelio del día de hoy y su reflexión trae muchas ventajas

Es increíble la cantidad de beneficio que puede traer la lectura diaria de la palabra de Dios. Tal cual como el alimento físico es importante para que el cuerpo se mantenga sano y fuerte. Es decir, pasar por desapercibido el evangelio por un día puede debilitarte mucho, si pasa más de un día puedes incluso morir espiritualmente.

Es allí donde ya no te da ánimo para leer, orar, tu familia se comienza a destruir, hay más contienda que paz, hay más problemas que triunfos, etc. Conocer a Dios porque le amas y eres obediente son las principales razones por la que deberías leer el evangelio del día, aunque no podemos negar que los beneficios que ya hemos compartido también nos motivan.

En otras palabras, nos sobran razones para leer a diario la palabra de Dios, y nosotros estamos para ayudarte con lo mejor que tenemos de parte de Dios.

 

Escuchar  todas las oraciones y meditaciones del día

 






 

Escuchar las reflexiones del evangelio

Reflexión diaria sobre la Palabra de Dios 




Estimula tu cerebro e imagina con la lectura diaria

La lectura diaria del evangelio hace posible que tu imaginación sea desarrollada. Mientras lees tu mente comienza a crear escenarios donde imagina todo los detalles que palabra comparte. Si tomas el hábito de leer, el cerebro siempre estará estimulado a imaginar y cuando te veas en la obligación de hacerlo tu mente estará capacitada sin ninguna dificultad.

Un ejemplo que demuestra que en algún momento vamos a necesitar imaginar es la fe. Pues queda claro que es la certeza de lo que se espera y la convicción de lo que no se ve. También sabemos que la fe es ver las cosas que no son como si fuesen.

Y si estamos hablando de no ver, y ver lo que no es y por ende físicamente no se ve ¿Qué hacemos? Una de las tantas cosas que se pueden hacer es imaginar, imaginar que tu familia es salva, que esta restaurada, etc. En palabras simples ser un lector fiel del evangelio y su reflexión facilita que seas una persona de fe.

Deja atrás el estrés

Por medio de la lectura tu mente se capacita a estar siempre activa, y por tanto no sufrir de olvidos ¡Científicamente disminuye esa probabilidad! La probabilidad de padecer de enfermedades neurodegenerativas es muy poca, es necesario ejercitar la mente constantemente y la lectura es la ayuda ideal. Así que estrés que producen estos padecimientos puede ir desapareciendo.

Y no solo eso, porque si el estrés lo produce otra cosa, está comprobado que la lectura reduce el nivel de estrés de una persona, ya que se crea un ambiente de tranquilidad que permite olvidar lo que nos tiene preocupados. Incluso la ciencia recomienda buscar libros con temas que te agraden para que así tu cerebro descanse y tu cuerpo pueda sentir descanso en todo el día hasta la hora de dormir.

Si a esto le sumamos el poder del evangelio y la palabra de Dios, el beneficio aumenta ¡Pues en esas palabras hay poder y lo que te enseña puede arrancar de raíz cualquier mal que exista! Combina el poder de la lectura con el poder del evangelio del día de hoy y su reflexión inspirada por Dios ¡Verás cosas maravillosas!

¿Qué esperas para escuchar el evangelio del día de hoy y su reflexión?

 





No pierdas más tiempo y comienza a leer, te puedo ayudar si lo deseas. Incluso hagamos un ejercicio antes de despedirnos. Busca en tu biblia Juan 14:6.

“Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí”.

Es importante entender que nada podrá acercarnos al Dios Todopoderoso sino Jesús, que vino a morir por los pecados de la humanidad y pasar hacer el intercesor entre Dios y el hombre. Él lo es todo. Es decir que si quieres tener salvación, quieres vivir en caminos rectos, que la verdad nunca se aparte de ti y tener vida incluso después de la muerte ¡Lee la palabra! Pues Jesús es el verbo hecho carne ¡Verbo, palabra, biblia, escrituras… el evangelio de hoy o como lo quieras llamar!

Si gustas, también puede buscar el libro de los Salmos 103:1-2

Bendice, alma mía, a Jehová, Y bendiga todo mi ser su santo nombre. Bendice, alma mía, a Jehová, Y no olvides ninguno de sus beneficios”.

Todo nuestro ser debe alabar a Dios, aunque estemos en momentos de tribulaciones todo nuestro ser debe exaltar su Santo Nombre. No podemos olvidar que Dios tiene grandes cosas preparadas para nosotros. A Él le agrada cuando le somos fieles, no dudes en disfrutar el beneficio que tiene alabar su Santo Nombre.  ¿Y cómo sabrás cuáles son esos beneficios? ¿Cómo vas a saber cómo bendecirle?

La respuesta es simple, leyendo el evangelio del día hoy y su reflexión, o en palabras simples ¡Leyendo la palabra de Dios! Así que no pierdas tiempo y sigue reflexionando con nosotros y aumenta la intensidad de búsqueda que tiene para con Dios ¡No tienes nada que perder! Por el contrario tienes mucho que ganar ¡Dios te bendiga grandemente!